viernes, febrero 06, 2009

Alec Empire – Miss Black America (1998)


El techno no necesariamente es música exquisita pero completamente vacía, destinada a las pistas de baile donde la gente se atiborra de cocaína o éxtasis. Tal vez, en la cúspide del efecto de alguna droga de diseño, alguien alucine con quemar la discoteca. O la ciudad. O el mundo. O que de las pistas de baile emerja algún terrorista sónico dispuesto a plantarle cara a la escena del electro. Y a la policía.

Alec Empire es menos conocido por su trabajo en solitario que por ser fundador de Atari Teenage Riot, el grupo alemán de digital hardcore famoso por sus posturas anarquistas y antifascistas, algo extraordinario en escenarios tan apolítico con los clubes, y cuyas presentaciones terminaban en hechos de violencia. Empire, nacido como Alexander Wilke, hijo de un socialista y nieto de un judío que murió en un campo de concentración nazi, desde su niñez estuvo influenciado por ideas de izquierda. A los 10 años practicaba el breakdance gracias a la influencia de los soldados estadounidenses apostados en el Berlín de los años 80, sin embargo lo dejó para crear su banda de punk llamada Die Kinder. Tenia 12 años de edad.

Tras abandonar el punk, más no su postura antisistema, Empire comenzó a experimentar con instrumentos electrónicos y se interesó por la escena rave, y asistía con frecuencia a fiestas clandestinas en Berlín Oriental. Tras la caída del muro y del sistema comunista que daba paso a un gobierno conservador, y de la creciente invasión neonazi en la escena del techno, Empire, junto a su amiga Hanin Elias, el MC nativo de Swazilandia Carl Crack, formaron Atari Teenage Riot, trío al que luego se unió la artista japonesa Nic Endo. El resto ya es historia: “La música, escuchada en una habitación absolutamente llena de niebla carbónica y con estroboscopios blancos cegadores debía andar por los 200 bpm y te dejaba completamente cardiaco. No era algo que pudiera aguantarse mucho tiempo, pero esa misma experiencia, solo que en la oscuridad casi absoluta, se reprodujo en su club Suicide por donde pasaron (...) toda la tribu del hardcore digital que entonces se presentaba como alternativa radical al house, al techno, al trance o al happy hardcore. Ya digo, cosa muy intensa y sin más contrapartida fuera de Berlín que las terroríficas sesiones de noise de Bruce Gilbert.
"

El siguiente es su décimo álbum en solitario, paralela a su carrera con ATR (que, sin embargo, se disolvió en el 2000). De tendencia a la experimentación noise, no deja de ser un bombardeo sónico inmisericorde, absolutamente recomendable dadas las posturas totalitaristas del presente gobierno colombiano (lugar donde vivo) y del creciente descontento social, y, por otro lado, del Festival Bogotrax, que comenzará en próximos días.

Tracklist
:
1. DFO2 (3:14)
2. Black Sabbath (3:39)
3. The Nazi Comets (3:23)
4. It Should Be You Not Me! (5:50)
5. They Landed Inside My Head While We Were Driving in the Taxi up to 53rd Street and Took Over! (1:38)

6. The Robot Put a Voodoospell on Me (2:21)
7. I Can Hear the Winds of Saturn (6:23)
8. We Take Your Pain Away (3:15)
9. (untitled) (5:58)
10. Blood and Snow (5:16)


DESCARGA
Password: schonemaschine


Artículos relacionados con Alec Empire y ATR
La Haine
La Dínamo
Publicar un comentario